Hoy es 5 Diciembre, 2020

Interés general Montebuey

“Acá nunca se hizo una cuarentena forzada”

Explicó María Victoria Caranta desde Haarlem, Holanda que vive un segundo brote de Covid.

María Victoria Caranta está radicada en Haarlem, Holanda y compartió la experiencia que viven tras un segundo brote de Covid que trajo un endurecimiento de las medidas restrictivas con respecto a la primera mitad del año en la que se vivió una “cuarentena inteligente”, donde el gobierno daba consejos que usualmente la población seguía.  El gobierno priorizó mantener la actividad económica proveniente del turismo. “Este es un país muy libre, acá nunca se hizo una cuarentena forzada como en Argentina, Italia o España; acá la llaman “inteligente” y sirvió hasta que terminó el verano y luego pasó lo que se sabía que iba a pasar” dijo María Victoria resaltando que nunca hubo colapso el sistema sanitario pero si muchos casos juntos y demoras en la atención médica.

Ahora está todo cerrado, bares, restaurantes, cines,  solo el comercio y hoteles abiertos para turismo interno con protocolos estrictos; estamos la mayoría trabajando desde casa siempre que no sea personal de fuerza mayor o esencial y recién ahora estamos camino al uso obligatorio de barbijo; las clases nunca pararon desde mayo en todos los niveles educativos; solo hay clases on line en universidades” explicó Caranta.

María Victoria y su familia  se contagiaron de Covid: “Nosotros lo vivimos bien, mi pareja un poco peor porque tuvo todos los síntomas y una semana de mucho malestar con tres días que sentía mucha presión en el pecho y con poco aire; El sospecha que se contagió en el colegio (es profesor de primaria) y toda la institución se puso en cuarentena dos semanas ; yo solo perdí olfato y gusto; mi bebé y mi mamá que estaba acá, estuvieron bien; habitábamos los mismos espacios con mucha higiene y siempre manteniendo distancia entre nosotros“.

Sobre la llegada de la vacuna dijo que Holanda adquirió 200.000 dosis de la creada por Pfizer pero sin un plan de vacunación programado todavía y con muchos movimientos “anti vacunas” que se suele dar no sólo en Holanda sino en muchos países europeos.